A puro ñoquis para robar

31/08/2012 | Revista Norte

Cómo se roba en las comunas rurales, la millonaria caja negra de Alperovich y Jaldo

Tucumán. Un paraíso de la corrupción alperovichista. Centenares de personas nombradas ni siquiera tienen domicilio en la misma zona. Casi 5 mil ñoquis nombrados desde 2007.

 

Algo huele mal en las comunas rurales.

Según un relevamiento al que tuvo acceso CONTEXTO, de un total de 93 comunas, 40 registraron incrementos en la designación de personal contratado. Sólo durante el año pasado, y al calor de la campaña electoral, 763 agentes fueron nombrados en distintas zonas de la provincia.

La mayoría ingresó en la categoría 15, lo que les asegura un promedio salarial de $ 2.500 mensuales. Las sospechas apuntan a conocer si los comisionados realizaron los descuentos legales correspondientes y si remitieron esos fondos a la AFIP. Hernández tiene abierto al menos tres expedientes por esa causa en el Tribunal de Cuentas.

Las designaciones realizadas el último año implicaron un incremento del presupuesto en las comunas superior al 1,8 millón de pesos. Según la auditoría a la que tuvo acceso CONTEXTO, el 98% de los designados no tenía domicilio en las comunas donde irían a trabajar.

Desde enero de 2007 al 31 de diciembre del año pasado el incremento de personal en las comunas rurales ascendió a los 4.650 agentes, lo que arroja un promedio de crecimiento de 50 trabajadores por comuna. La decisión aumentó el gasto mensual a casi $ 12 millones.

Cada una de las 93 comunas debe arrimarle 50 mil agradecimientos al jefe máximo todos los meses. Esto hace un total de 4,6 millones de agradecimientos bien engomillados que recibe en su casa.

Las municipalidades contribuyen con 300 mil agradecimientos mensuales.

Un dato curioso es que la mayoría de las designaciones se realizaron en la sección Este. El principal candidato del oficialismo por esa zona era Osvaldo Jaldo, quien fue electo legislador para luego pedir licencia y seguir al frente del Ministerio del Interior.

Fuentes del gobierno consignaron que una práctica habitual es contratar en las comunas a personas que no tienen domicilio en ese lugar, ni prestan función alguna. Se les aclara que cumplirán funciones en el Ministerio del Interior.

A modo de ejemplo, se indicó que en la comuna de Garmendia figuran 35 agentes que tienen domicilio en Los Puestos. El sobrino de un alto funcionario del Ministerio está designado en la comuna de Ciudacita, pero tiene domicilio en San Miguel de Tucumán, y trabaja en la Casa de Gobierno.-

 

Publicado por Cotexto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maximum one link per comment. Do not use BBCode.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.