El crecimiento de la producción sin impacto en el empleo ni los salarios

28/09/2017 | Revista Norte

STANLEY & JUAN.

Un informe oficial sobre los indicadores socioeconómicos del mercado de trabajo para el segundo trimestre de 2017 da cuetas que el 33,7% de los asalariados de todo el país no cuentan con descuento jubilatorio, es decir, que se encuentran en la informalidad o empleados “en negro”. Dicho porcentaje alcanza su máximo en la provincia de Salta, donde llega a 44,9 %.

Mario Hernandez / Rebelión

STANLEY & JUAN

 

“Juan armó esta parrilla en la puerta de su casa para los obreros de la zona. Así ellos almuerzan y él se gana una changa”.

 
Esta frase acompañó una imagen de la Ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, junto a un hombre que montó una parrilla en la vereda. El texto y la foto, publicada en Twitter, evidenció que para la funcionaria un trabajo precario es sinónimo del “emprendedurismo” que predica el gobierno. Ya lo había anticipado el ex Ministro de Educación y actual candidato a senador, Esteban Bullrich, cuando declaró: “La escuela debería prepararte para crear empleos, no para buscarlos. Hay que ayudar a los bonaerenses a crear proyectos propios. Te doy un caso que está surgiendo en lugares como Matanza: cervecerías artesanales”.

Mientras tanto, el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) dio a conocer el jueves el informe sobre los indicadores socioeconómicos del mercado de trabajo para el segundo trimestre de 2017. De acuerdo al mismo el 33,7% de los asalariados de todo el país no cuentan con descuento jubilatorio, es decir, que se encuentran en la informalidad o empleados “en negro”. Dicho porcentaje alcanza su máximo en la provincia de Salta, donde llega a 44,9 %.

De acuerdo al Indec, la desocupación, que alcanza el 8,7 % en todo el país, se eleva a 9,5 % para las mujeres, mientras que se ubica en 8,2 % en el caso de los varones. La mayor tasa de desocupación del país se ubica en Mar del Plata (11,9 %), seguida por Gran Rosario (10,8 %), Gran La Plata (10,2 %) y Gran Buenos Aires, donde alcanza 10 %.

Señala Pedro Gaite, miembro de Economistas de BASE que: “Luego de 15 meses con caídas consecutivas en la producción industrial entre febrero de 2016 y abril de 2017, a una tasa promedio de -4,3% interanual, a partir de mayo de este año la producción industrial ha revertido la tendencia. Con todo, el crecimiento de 0,8% acumulado en los primeros siete meses del año aún no permite revertir la profunda caída de 2016: la producción de julio de 2017 es un 2,5% inferior a la de julio de 2015.

Pero quizás el hecho más significativo es que pese a esta recuperación de los últimos meses el empleo industrial no reacciona. La cantidad de asalariados registrados del sector industrial viene cayendo desde octubre de 2015, acumulando 21 meses de caída ininterrumpida hasta junio de este año. En este período se han perdido casi 65.000 empleos formales (más del 5% del empleo del sector), de los cuales más de 5.000 corresponden a los meses de mayo y junio de este año, aun cuando la producción industrial en estos meses creció 2,7% y 6,6% respectivamente.
Desde el Gobierno Nacional han argumentado que este desfasaje entre crecimiento industrial y destrucción de empleo se debe por un lado al aumento en la productividad laboral y por el otro a la reticencia por parte de los empresarios a contratar nuevos trabajadores por la “mafia de los juicios laborales”.

Ninguna de las dos explicaciones resulta satisfactoria. En primer lugar no hay razones concretas para pensar en un aumento de la productividad. Ésta descansa en buena medida en la incorporación de ciencia y tecnología en el proceso productivo, y la mentada lluvia de inversiones no ha llegado.

El gobierno busca aumentar la productividad laboral a partir de la precarización laboral. El presidente ya ha elogiado la reforma laboral llevada adelante en Brasil, que no implica ningún tipo de aumento de “productividad” sino sólo una reducción de costos para las empresas y menores salarios para los trabajadores.

Tampoco parece haber una relación directa entre la conflictividad laboral y la creación de empleo. Tal como lo demostró el laboralista Gastón Valente, los dos períodos de “baja litigiosidad” del sistema de riesgos de trabajo (1996-2003 y 2015-2017) fueron también de baja creación de empleo, mientras que el de “alta litigiosidad” (especialmente el lapso 2004-2011) generó puestos de trabajo formales como nunca antes.

Para el economista, “la explicación del desfasaje entre producción y creación de empleo de la industria en los últimos meses debe buscarse en la dinámica de las distintas ramas industriales.
El crecimiento de la industria en 2017 está motorizado por las ramas metalmecánicas, automotriz y de minerales no metálicos, todas muy concentradas en torno a unos pocos grandes centros urbanos del país. Estas ramas se caracterizan por ser intensivas en capital, lo que significa que emplean poco trabajo en relación a su volumen de producción. Asimismo, la utilización de la capacidad instalada en las ramas metalmecánicas y automotriz en julio de 2017 fue de 59% y 46%, respectivamente, muy por debajo del 65% que surge de considerar a la industria en su conjunto. Es decir las ramas que más crecieron son las que emplean menos trabajo en términos relativos y que ya de por sí están operando con una capacidad instalada ociosa importante. Por estas razones la producción industrial puede crecer sin traducirse en un mayor nivel de empleo ni de inversión.

Asimismo las ramas con peor performance a lo largo de 2017 son la textil, la del tabaco y edición e impresión, todas intensivas en trabajo y con mayor impacto en las economías regionales del interior del país. Particularmente la más perjudicada es la industria textil, cuya producción disminuyó -13% en los primeros siete meses del año, y registra fuertes caídas también en los meses de mayo, junio y julio de este año, a contramano de la dinámica de la industria en su conjunto. Este descenso se explica en buena medida por la entrada de productos importados, pues esta rama es particularmente sensible a la competencia externa”.

Según datos de la Cámara Industrial Argentina de la Indumentaria, las importaciones en toneladas del sector crecieron 40,3% entre junio de 2017 y el mismo mes de 2016. A ello se agrega que en los comercios minoristas del rubro, la venta de ropa retrocedió 2,5% entre julio 2017 y julio 2016.

Además, se calcula que unos 3,2 millones de argentinos gastaron U$S 2.000 millones en ropa y calzados en tours de compras en el exterior.

El mismo relevamiento asegura que los costureros en relación formal de dependencia perdieron 2.723 puestos de trabajo hasta diciembre de 2016, por lo que serían muchos más.

Además, son 13.000 los trabajadores de la actividad que están cobrando Repros, ayuda del Estado, por 6 meses. Temen que cuando terminen haya otra ola de despidos masivos.

Desde ayer casi 200 empleados de Sedamil firma textil del Parque Industrial de Trelew comenzaron a ser suspendidos. La medida será de una semana por turno, con una reducción salarial. Se extenderá al menos durante tres meses.

Desde hace nueve meses la firma ya tiene suspendidos a 107 trabajadores del sector Hilandería. Ese régimen se vence a comienzos de octubre, pero la empresa ya le adelantó a los gremios que podría prorrogarse al menos por otro mes.

El Programa Empalme, que Mauricio Macri presentó el 1º de mayo pasado bajo la premisa de reconvertir unos 400.000 planes sociales en empleo genuino, comenzó a tambalear ante la falta de resultados concretos y un aparente tironeo entre los responsables de su aplicación y las organizaciones sociales involucradas. A cuatro meses de su lanzamiento, el plan apenas incorporó a 78 personas, de acuerdo con registros internos. En el Ministerio de Trabajo explicaron que en realidad el número de beneficiarios hasta ahora es de 6.814 al contabilizar todas las incorporaciones previas que pasaron del subsidio a un empleo, pero reconocieron que el resultado se mantiene hasta ahora muy lejos de las expectativas.
Se trata de uno de los anuncios con mayor preparación en la gestión de Macri. El mandatario lo hizo en un acto por el Día del Trabajador que le organizó el fallecido Gerónimo Venegas, del gremio de peones rurales (Uatre) y entonces líder de las 62 Organizaciones Peronistas.

“En definitiva”, concluye Gaite, “el modo de acumulación está en el centro de la escena. El gobierno no distingue entre actividades estratégicas en términos de generación de empleo, dinámica de la frontera tecnológica, capacidad de sustituir importaciones o aumentar exportaciones en el mediano y largo plazo, etc., sino que considera que el país debe especializarse en aquellos sectores en los cuales posee ventajas comparativas estáticas. Esta lectura atenta contra el desarrollo industrial local, pues este sector tiene un rezago tecnológico considerable respecto de los países que operan en la frontera tecnológica y, por lo tanto, no puede competir de igual a igual con los productos que llegan del exterior.

Asimismo, la inversión extranjera directa toma un papel central en este esquema. La gran mayoría de las decisiones tomadas en 2016 (pago a los fondos buitres, levantamiento del “cepo”, adopción de un régimen de metas de inflación, facilidades para importar, etc.) apuntan a recobrar la confianza de los inversores internacionales. En este sentido los dos objetivos más importantes para el futuro son la reducción del déficit fiscal y la flexibilización del mercado de trabajo.

La monotributización del mercado laboral debe ser entendida en este contexto. De los empleos creados entre junio del año pasado y junio de éste, según las propias mediciones de Trabajo, la mitad fueron monotributistas, monotributistas sociales y personal de casas particulares. Los empleos destruidos durante el año previo, en cambio, habían sido asalariados del sector privado. Sin embargo, la realidad es que para poder competir por las inversiones extranjeras a partir de salarios bajos con países como China o México la caída en el salario real debería ser excesivamente grande, algo que no tendría sentido ni factibilidad en el modelo social y productivo argentino. Además en todos los casos exitosos de desarrollo, la inversión ha sido financiada principalmente con ahorro interno, con un Estado presente planificando el desarrollo a partir de la articulación del sistema de ciencia y tecnología y el sector privado. En ese esquema la inversión extranjera puede ser un buen complemento, pero no el pilar de la estrategia de acumulación”.

Salario

 

“Las paritarias de este año no han logrado revertir la pérdida de poder adquisitivo del 2016 ″ , señaló Damián Ledesma, director del Centro de Estudios Atenea.

Según un estudio realizado sobre las negociaciones paritarias por el Centro de Estudio para el Desarrollo Nacional Atenea, “en la mayoría de los sectores, el cierre de las negociaciones rondó el 20% e incluyó la “cláusula gatillo”, un requisito que implica algún tipo de mecanismo de revisión si es que la inflación supera la cifra acordada”. De hecho en algunos casos se disparó automáticamente, como en las provincias de Buenos Aires y Neuquén y en otros está en pleno desarrollo, como en el caso de los estatales mendocinos.

Sin embargo, de 26 sindicatos analizados en el trabajo de Atenea, la mitad no incluyó esta salvedad y pueden verse perjudicados si el número de inflación acumulada sigue creciendo (15,3% a agosto).

Un informe del Observatorio de Políticas Púbicas de la Universidad Nacional de Avellaneda (UNDAV) comparó los acuerdos salariales del 2016 y el 2017 con la inflación de ambos años, y determinó que la caída del salario real alcanza el 7,3 %. El informe adelantó que según la proyección de las 12 consultoras principales del país, la inflación en 2017 será del 25 %. Además, agregó que las paritarias de los 22 principales gremios (los cuales explican aproximadamente un 90 % del total de trabajadores registrados) lograron un ajuste salarial promedio del 23,3 % para el año actual. “La comparación entre estos dos factores implica que, de cumplirse estas proyecciones, la economía mostrará, a nivel agregado, el segundo año consecutivo de pérdida general de poder adquisitivo. Este nuevo retroceso en el salario real, se adiciona al resultado del año pasado, donde se consolidó un deterioro promedio cercano al 6 %”, analizó el trabajo. De esta forma, en el acumulado 2016/17, “el desplome del salario real se espera en torno al 7,3 %”, lo que representa “1,4 meses de salarios medios, y dos meses de jubilaciones mínimas”. Portuarios, panaderos y trabajadores del plástico fueron los más perjudicados. Del otro lado de la tabla, aceiteros y empleados del neumático lograron escapar a la tendencia a la baja.

En tanto, la CTA de los Trabajadores, a través de su instituto CIFRA, coincidió con la suba promedio por encima del 23 %, y estableció un ranking de paritarias altas para este año. Además del SUTNA y los aceiteros, ubicó al gremio de los tintoreros por encima del 30 %. Después, ubican en la franja que va del 24 al 27 % diversos docentes y estatales y sectores privados, como indumentaria (25 %), pasteleros (25 %), trabajadores del cine (25 %), bancarios (24,3 %), papeleros (24 %) y gastronómicos (24 %), uno de los primeros “grandes” en aparecer. Por debajo de esa línea vienen los convenios más tradicionales, como sanidad (23 %), gráficos (22,7 %), construcción (21 %), colectiveros (21 %) y textiles (20 %).

Otra discusión subyacente tiene que ver con los monotributistas, cuya modalidad de trabajo precaria no contempla aumentos de ingresos como sí lo tienen aquellos que están en forma asalariada.

Además, estos números sólo analizan la evolución salarial de los sectores de la economía formal. Ya destacamos que existe un 33,7% de trabajadores informales que no cuentan con la herramienta de la paritaria para negociar sus salarios ni con la estabilidad que brinda un contrato formal.

Otro dato es que pese a las promesas de electorales, en marzo de este año 1.765.975 empleados tributaron el impuesto a las Ganancias. Afecta a 588.871 personas más que al finalizar del gobierno anterior.

Pese a que más gente tributa, “la pérdida de recaudación por la eliminación de la retención por dividendos en el impuesto a las Ganancias es del orden de 6.000 millones de pesos, en el año 2017”, según estimaciones del Jefe de Gabinete, Marcos Peña.

Expropiación de Pepsico

Se trataría en la próxima sesión de la Cámara de Diputados un proyecto para expropiar el predio de la empresa en Vicente López a favor de los 150 trabajadores que no aceptaron trasladarse a la planta a Mar del Plata ni cobrar la doble indemnización. El mismo fue presentado el miércoles pasado luego que la empresa se negara a cumplir con la orden judicial de reincorporarlos a sus puestos de trabajo.

La iniciativa consiste en cederle la planta a una cooperativa que produzca alimentos. La idea acercó al massismo con el kirchnerismo. Como ocurrió con el proyecto de ganancias o con el de responsabilidad penal de los empresarios. El PRO lo considera una señal negativa para los inversores.

El 19/9 también tuvo ingreso “sobre tablas” el Proyecto de ley para la expropiación de la Planta envasadora de Bebidas Pepsi de Trelew, perteneciente a la multinacional AB InBev (Cervecería y Maltería Quilmes). Sus ex trabajadores, constituidos en cooperativa, buscan retomar la producción y recuperar sus fuentes laborales, luego de más de 100 días de acampe en los portones del establecimiento.

Anticipando la primavera

La semana comenzó con Jorge Triaca recibiendo al triunvirato y a la mesa chica de la Central obrera para avanzar en un blanqueo laboral y un nuevo sistema de pasantías. A cambio ofreció frenar intervenciones y juicios por medicina.

La charla se dio bajo la premisa de despejar de la opinión pública la posibilidad por parte del Gobierno de promover una reforma laboral integral a imagen y semejanza de la de Brasil, aunque seguirán los acuerdos sectoriales del tipo Vaca Muerta. También les aseguró que “por ahora no hay proyecto de reforma previsional”.

No obstante, a los trabajadores del Banco de la Provincia de Buenos Aires mediante un acta del directorio les derogaron las categorías del escalafón para imponer la polifuncionalidad modificando el convenio colectivo de trabajo sin atravesar una negociación con los representantes sindicales.

La reunión siguió avanzando sobre dos tópicos puntuales: un Proyecto de ley para propender al blanqueo de trabajadores informales, sin costo alguno para sus empleadores, y el relanzamiento de un sistema de pasantías bajo la nueva denominación de “prácticas formativas”.

Triaca, a tono con la estación, puso sobre la mesa dos beneficios para seducir a la CGT. Uno, la puesta en marcha de la demorada Agencia Nacional de Evaluación de Tecnologías en Salud, prometida por Mauricio Macri y cuyo objetivo será poner un límite a las prácticas de salud y remedios ordenados por la Justicia a las obras sociales sindicales y las prepagas a partir de demandas de los afiliados.
El otro ofrecimiento del ministro fue la instalación de una mesa de evaluación y seguimiento de las intervenciones practicadas por el Gobierno y la Justicia sobre varios gremios para acelerar sus eventuales normalizaciones.

Estuvo ausente Pablo Moyano de Camioneros, quien luego de una huelga total de 3 días y haber desconocido la conciliación obligatoria, consiguió una gratificación para los empleados de la multinacional Coca-Cola y sostener el encuadre sindical.

En concreto se habla de una gratificación salarial para mil afiliados al gremio del transporte y el pase al convenio colectivo de dicha organización de 500 ayudantes y choferes.

Temas ausentes

No hubo alusiones al plan de lucha que Schmid había anunciado como único orador en el acto del 22 de agosto en la Plaza de Mayo y que debía discutirse en el Comité Central Confederal del 3 de octubre. Ningún dirigente hizo saber que esa posibilidad estaba vigente. Tampoco mencionaron los conflictos por despidos y reclamos salariales que continúan en distintos sectores.

Un buen ejemplo es la situación que atraviesan muchos medios críticos del gobierno nacional. Radio del Plata ha dejado de pagar los salarios en tiempo y forma desde hace más de un año. Allí los trabajadores cobran en cuotas, salteado y acumulan una deuda que no saben si alguna vez van a cobrar. Por eso, desde hace días llevan adelante una medida de fuerza que implica una retención de tareas de una hora cada dos.

En ese contexto apareció una oferta de retiros voluntarios destinada a los trabajadores con menos de 15 años de antigüedad en la radio. Los trabajadores que se acojan cobrarán el 50% de lo que les correspondería por su indemnización pero en 12 cuotas.

En Página 12 la opción para reducir costos también son los retiros voluntarios. A diferencia de lo que sucede en Del Plata, la oferta es por el total de la indemnización pero también pagadera en 12 cuotas. En este caso los trabajadores no han cobrado la actualización salarial fijada por paritarias y además tuvieron dificultades a la hora de cobrar el aguinaldo.

Los trabajadores de prensa de la Agencia de Noticias DyN se encuentran en estado de alerta. Las versiones de cierre de la firma son cada vez más fuertes y nadie les da garantías sobre la continuidad laboral ni sobre el futuro que tienen diagramado para la empresa.

“Desde hace más de un año venimos denunciando además el ajuste en la agencia evidenciado por el deterioro de las condiciones operativas producto de la desinversión en tecnología, y el no reemplazo del personal que accedió a la jubilación”, señalaron.

El contexto en el que sucede no podría ser peor: con más de 2.600 despidos desde 2015 y el cierre o vaciamiento de muchos medios. En ese marco se dio también el despido de C5N y Radio 10 de Roberto Navarro, quien denunció censura y presiones del gobierno nacional para forzar su salida.

Empleados de la fábrica Dulcypas de Ramos Mejía, ocuparon el establecimiento el miércoles y reclaman “alguna respuesta” por parte de los dueños de la fábrica, que decidieron dejar a 28 empleados en la calle.

“Los dueños de la empresa dijeron que les llegó una orden de desalojo, pero ésta no existe, esto fue algo premeditado. Se llevaron las máquinas, todo”. Con esas palabras el delegado de la planta, Alejandro Serrudo, explicó el escenario con el que se encontraron los trabajadores de la empresa que fabrica galletitas, bizcochos y budines al llegar al establecimiento y encontrarlo vacío.

Según comentó el gremialista las irregularidades venían desde hace tiempo: “Hace un mes están sin trabajo y sin cobrar”. Los despedidos de la planta de Ramos, una de las tres que cuenta la empresa, se suman a otros 27 que ocurrieron hace menos de un mes en la planta de Pilar. El relato de lo sucedido fue muy similar: cuando ingresaron al lugar se encontraron con que se habían llevado todas las maquinarias y sin ningún directivo que dé respuestas.

Empleados de la fábrica de cosechadoras santafesina Vassalli, en la que trabajan alrededor de 500 personas, denunciaron suspensiones y la violación de un acuerdo entre los directivos y el gremio.

“Actualmente suspendieron 20 trabajadores por causas disciplinarias, que son totalmente falsas. Alcanza con leer los telegramas, a todos les imputan el mismo error que justifica la sanción, es absurdo”, dijo el abogado de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) de Rosario, Pablo Cerra.

Desde hace meses la planta bajó su nivel de producción a raíz de la caída de un convenio con Venezuela, que se había comprometido a comprar los productos terminados de la fábrica que se encuentra en Firmat.

En ese marco, Cerra acusó a los dueños de la fábrica de violar un acuerdo “entre la patronal y el gremio, que marcaba que hasta el 31 de diciembre no iban a suspender ni despedir trabajadores, ni modificar condiciones laborales”.

El secretario adjunto de la Unión Obrera de la Construcción delegación Comodoro Rivadavia (Chubut), Rubén Crespo, confirmó la alarma de despidos en el sector. El dirigente explicó que “se vive un momento preocupante, debido a que hubo reuniones con la Cámara de la Construcción donde se nos notificó a través de una nota que quieren desvincular a 240 compañeros”.

Los trabajadores en su mayoría estaban afectados a un plan de viviendas de Zona Norte, que tenía proyectado unas 1.000 viviendas para distintos gremios y se encontraba a cargo del Instituto Provincial de la Vivienda.

Esta situación se suma a la baja de un beneficio con el que contaban los trabajadores que estaban en las obras que tiene bajo su órbita el gobierno provincial, mediante el cual cobraban un plus de 1.200 pesos. “Son unos 800 compañeros que ya no van a percibir más ese dinero porque no se extendió el plazo del acuerdo”, precisó.

Asimismo, Crespo recordó que hay cientos de trabajadores que fueron desvinculados del petróleo y se viene una etapa donde “se termina el ciclo combinado y no hay licitaciones” y eso afecta directamente a unos 100 trabajadores que estaban ocupados de soldadura y cañerías.

En caso de concretarse el peor escenario que es la baja de 240 trabajadores del plan de viviendas, donde trabajan unos 400 obreros de la construcción, la bolsa de desocupados de UOCRA superaría los 700 trabajadores.

La Mesa de Unidad Sindical (MUS) de Santa Cruz marchó el martes por las calles céntricas de Río Gallegos, finalizando con un acto central en Casa de Gobierno. Reclaman el llamado a paritarias y aumentos salariales acordes a la canasta básica.

Alejandro Garzón, referente de ATE, manifestó que el Gobierno debe convocar urgente a paritaria laboral y salarial, y si esto no ocurre se reorganizarán los gremios de la Mesa de Unidad Sindical y convocarán a un nuevo paro y movilización para el próximo jueves.

Tras una semana de paro del sindicato y la falta de respuesta satisfactoria de la empresa, las mujeres azucareras se organizaron para convocar a una marcha, que se realizó en Libertador General San Martín (Jujuy) en apoyo a la lucha del gremio (SOEAIL) y en defensa de la familia azucarera, por un salario digno.

El dato indignante respecto de los salarios es que de la Cámara que nuclea a los ingenios de Jujuy y Salta, la CARNA, ingenios mucho más pequeños que Ledesma, como el ingenio Río Grande y el San Isidro, ya firmaron con sus trabajadores una actualización salarial que lleva a 21.900 pesos la tira final, mientras que Ledesma, el ingenio más grande del país, apenas propone 20.000 pesos de tira final y un premio de 2.500 pesos si no se hace paro. Esta diferencia de casi 2.000 pesos en el salario mensual adquiere más importancia al momento de definir los básicos en abril del año que viene, pues San Isidro tendría un básico de 19.090 pesos, Río Grande de 18.000 y Ledesma de apenas 15.100 pesos.

Ivana Rivas, una de las convocantes, había mencionado que “invitamos a todos a que se sumen y a que acompañen a los obreros, aquí estamos con las hijas de los compañeros, y todos estamos compartiendo, como la gran familia azucarera que somos” y que “la expectativa es dar nuestro apoyo a los obreros y que toda la sociedad vea que estamos firmes y más que nada que la empresa vea que con la familia azucarera no se juega”.

Los 150 trabajadores de la fábrica de caños plásticos Nicoll Eterplast de La Tablada se encuentran en estado de alerta ya que en comunicaciones internas a clientes y proveedores, anunció su inminente cese de actividades.

Desde la semana pasada se discontinuó la producción, y los trabajadores concurren a la fábrica a cumplir horario sin que les sea asignada tarea alguna. La empresa pertenece al grupo Aliaxis, con intereses en distintos países de la región.

Trabajadores de Fabricaciones Militares de Azul, la fábrica de pólvora y explosivos que depende del Ministerio de Defensa de la Nación, se encuentran en alerta ante inminentes despidos.

La noticia trascendió tras la llegada de Luis Riva, un nuevo interventor designado por el Gobierno Nacional, que les indicó a los empleados que la fábrica “no produce ganancia y es necesario un ajuste”.

Se dictó la conciliación obligatoria en Siderar-Canning. El lunes pasado se desató el conflicto con la empresa cuando diez trabajadores no pudieron ingresar a la jornada laboral por estar “suspendidos”. El miércoles los empleados iniciaron un paro de la producción, corte de calle y asamblea dentro de la planta mientras la firma comunicaba otros cuatro despidos.

La medida es la respuesta a un cambio en los convenios de trabajo que intenta imponer la multinacional. Las maniobras apuntan a cambiar el convenio colectivo de trabajo metalúrgico y llevarlo a la rama siderúrgica. La empresa desde hace meses y sin ningún acuerdo con los trabajadores comenzó a pagar según el convenio siderúrgico lo que se tradujo en un inmediato ataque al salario. Desde hace unos días los obreros habían dejado de hacer horas extras como protesta.
La Asociación de Enseñanza Media y Superior (Ademys) resolvió un paro de actividades de escuela media el viernes con una movilización desde el Ministerio de Educación de la Nación hacia la cartera educativa de la Ciudad.

La medida buscó manifestar el rechazo de los docentes a la reforma educativa que impulsa el gobierno porteño y contra la cual más de 30 escuelas se encuentran tomadas.

El proyecto de reforma busca incorporar dentro de la currícula de 5º año la obligatoriedad de desempeñar la mitad de las horas de cursada trabajando en establecimientos privados.

Las organizaciones sociales que lograron la votación de la Emergencia Social a nivel nacional realizarán este martes una caravana por la Ciudad bajo la consigna “La Ciudad puede. El hambre no espera” desde Callao y Corrientes hasta la Legislatura Porteña.

El itinerario estipula: corte de calle en la intersección de las avenidas Callao y Corrientes a las 7 am, caravanas de compañeros que se van a movilizar desde los barrios populares de la Ciudad confluyendo en el Obelisco, donde se realizará una feria de la economía popular y ollas populares y  finalmente  marcha hacia la Legislatura donde presentarán un Proyecto de Ley que está impulsado por la Defensoría del Pueblo junto a legisladores de diversos bloques.

Despiden al Secretario adjunto del Sindicato de Luz y Fuerza-Zárate

Recordemos que el 9 de mayo fue envenenado alterando su bebida personal con agua pesada contaminada del reactor en las instalaciones de NASA, empresa estatal controlante de las Centrales Nucleares Atucha I y II.

Desde el año 2015, venía siendo perseguido sindicalmente a través de un sumario interno caratulado como “Presuntas irregularidades”.

Para ello la NASA procedió a abrir un expediente ante el Juzgado Federal solicitando al Juez que le permitiera llevar adelante dicho sumario, sin especificar el daño ni las medidas disciplinarias que pensaba adoptar, lo cual viola lo que expresamente marca la ley para el caso de trabajadores bajo la protección de la tutela sindical.

En dicho sumario la NASA se había comprometido a aportar testigos y videos que demostraban los supuestos hechos denunciados, pero luego de 30 meses no lo hace y desiste de aportarlos.

Actualmente, el despido de Damián Straschenco se empalma con el cambio de carátula de los hechos ocurridos el 9 de mayo por “intento de sabotaje” cuando inicialmente lo había sido como “intento de homicidio”.

Si se sostiene la hipótesis de sabotaje, pasa a ser insólito pensar que alguien se produzca a sí mismo un daño de tal magnitud, que termine afectando, no sólo su vida sino potencialmente a todos quienes lo rodean, con la posibilidad de llegar a tener derivaciones orgánicas que detonen en una enfermedad, que ponga en riesgo su vida.

No obstante, en fecha reciente el Juez González Charvay decidió re-caratular la denuncia que hizo el propio Straschenco, por lo que ahora pasó a ser denunciado por la empresa Nucleoeléctrica Argentina S.A.

No resulta extraño, que al borde de la prescripción del sumario administrativo, la empresa Nucleoeléctrica Argentina S.A. reactivó el mismo y decidió despedir a Straschenco y otros trabajadores, y al mismo tiempo la Justicia Federal “transformó” al dirigente en victimario, bajo la acusación de sabotaje.

Concretado el despido, queda develada cual fue, desde el primer momento la intención de la empresa, que lejos de colaborar para el esclarecimiento de los hechos, desplazó de su trabajo a Damián Straschenco, pretendiendo disciplinar a la entidad gremial.

“Cuando se produce el atentado contra su vida nuestro Sindicato venía denunciando a NASA por el intento de flexibilizar las condiciones laborales, con el peligro y la pérdida de derechos laborales que conllevaría.

En noviembre del 2016 nuestra organización solicitó participar en las paritarias y mesas de negociación colectiva de NASA ante el Ministerio de Trabajo de la Nación, y a la fecha todavía no tenemos respuesta, no obstante haber pasado más de 10 meses.

Luego fue presentada ante las autoridades laborales una denuncia por incumplimientos convencionales, que llevó a los trabajadores a medidas de acción directa en diciembre del 2016; que todavía siguen sin resolverse.

Y podemos agregar más causas y reclamos efectuados, para normalizar condiciones laborales y convencionales, dentro de las Centrales Nucleares”, denunciaron desde el Sindicato de Luz y Fuerza de Zárate.

La entidad sindical ha empezado las acciones judiciales para la reinstalación de Damián Straschenco a su función laboral y sindical; y en cuanto a la causa penal hará todas las acciones pertinentes para que desde la Justicia Federal se llegue a la verdad, por medio de una investigación imparcial, seria, responsable e independiente.

En ese sentido realizó una denuncia de los hechos ante la OIT y se presentó un expediente ante el Concejo Deliberante de Zárate.

El club de la buena onda

Distintos ministerios y organismos que componen el Estado nacional desarrollaron en los últimos meses jornadas y seminarios con el objetivo de generar la adaptación de los empleados a los nuevos paradigmas de empleo y atención al público determinados por las políticas del macrismo. “Respiración Consciente, Control de la Ira y Adaptación al Cambio”, son los títulos de estos cursos que por ahora alcanzaron a unos 600 trabajadores estatales de organismos con sede en la Ciudad de Buenos Aires.

Ken O’Donnell, que preside la ONG Brahma Kumaris, fue el encargado de dictar un taller para varias dependencias del Ministerio de Desarrollo Social. La jornada se realizó bajo el título “Cómo transformar el miedo y la ira en calma interior” y participaron unos 350 trabajadores de las Subsecretarías de Fortalecimiento Institucional, Promoción de la Economía Social, Responsabilidad Social y Juventud.

Durante junio y julio, el Grupo Banco Nación invitó a los trabajadores de la entidad y sus diferentes empresas a varios encuentros con el doctor en Biología Molecular y escritor de libros de autoayuda, Estanislao Bachrach. Estas jornadas se realizaron bajo el título: “Aprende a modificar tu cerebro para cambiar tu vida”. Participaron alrededor de 300 trabajadores y la asistencia fue tomada como un día de trabajo.

El secretario general de ATE Capital, Daniel Catalano, advirtió que estas capacitaciones intentan preparar a los empleados para manejar situaciones como la quita de pensiones a los discapacitados, por ejemplo. Para Flavio Vergara, vocal del Consejo Directivo de Ate Nacional, la idea sería una ‘domesticación’ cuando tus condiciones laborales y salariales no son las que corresponden, pero te tenés que adaptar como sea.

En la Ciudad de Buenos Aires el Instituto Superior que capacita a los trabajadores estatales de la Ciudad, tiene oficializados este tipo de cursos para quienes pretenden hacer carrera dentro de la administración pública. Deberán cursar obligatoriamente 56 talleres, entre los que se encuentran cursos de inteligencia emocional, programación neurolingüística, relajación, meditación, respiración consciente, yoga y canto de mantras, entre otros.

En un encuentro organizado por el Ministerio de Cultura, “Ideas 2017”, al que fueron invitados estudiantes universitarios y jóvenes de todas las provincias, se promovió un discurso contra las políticas de Justicia, Verdad y Memoria.

Fueron utilizadas frases disparadoras del tipo: “Recordar engendra nuevos horrores”, “La democracia es la dictadura de las mayorías” o “Hay que aceptar cierto grado de impunidad en pos de la paz”.

Según los asistentes, los moderadores consideraron “nocivas” las luchas por la memoria y esgrimieron ideas a favor de la “reconciliación” y la “impunidad”. “Recordar genera reacciones tóxicas”, fueron algunos de los argumentos que se escucharon.

El cierre corrió a cargo de la psicóloga forense Julia Shaw quien sostuvo que “no se puede confiar en la memoria”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maximum one link per comment. Do not use BBCode.