Empleados de la justicia contrajeron Tuberculosis en su trabajo

05/07/2018 | Revista Norte

Se trata de empleados judiciales y se sospecha que contrajeron el  bacilo de Koch por contactos con presos que tenían que tratar. Denuncian que no tienen protocolos de cuidados.

Imagen ilustrativa

REVISTA NORTE

Como en el caso del Hospital de Orán donde murió un trabajador de la salud en mayo pasado por tuberculosis, se conoce que trabajadores de Comodoro Py y Palacio de Justicia (en Buenos Aires) se registraron casos de trabajadores contagiados.

La similitud con el caso del hospital de Orán se da también por el intento de acallamiento de los hechos. “A pesar del desesperado escuerzo para que el tema no escale, el contagio de tuberculosis a seis funcionarios judiciales provocado por el traslado a tribunales de presos afectados con esa enfermedad obligó a la Cámara del Crimen a adoptar medidas para evitar la multiplicación de casos”, informó el diario Ambito Financiero. “Lo mismo ocurrió con los Juzgados Nacionales N°30 y N°43, en cuyos despachos se registraron hechos que dispararon la alerta en el gremio que conduce Julio Piumato y en el Consejo de la Magistratura, al que se le solicitaron medidas de salubridad. Mientras que el Servicio Penitenciario Federal (SPF) deslindó responsabilidades ante el Ministerio de Justicia, reconoció a su vez, que no existe un protocolo especial para que los afectados sean llevados a dependencias judiciales, más allá de constatar si presentan síntomas visibles. El intento de desmentida a la información que reveló Ámbito Financiero quedó sepultado con la decisión de la jueza de la Corte Suprema, Elena Highton de Nolasco de declarar “feria” el 1 de junio para esos dos juzgados que se asientan en el Palacio de Justicia, (a pedido de la Cámara) y por haber tenido que ser clausurados para desinfección ante la presencia del bacilo que transmite la tuberculosis y que obliga a un severo tratamiento, tanto de quienes la padecen, como de quienes estuvieron en contacto con la enfermedad. A todos los empleados de esos juzgados se los sometió al test de Mantoux, que permita establecer si estuvieron en contacto con el bacilo de Koch que se transmite por vía aérea, a través de la tos, y se aloja en los pulmones. La propia Cámara del Crimen que preside Juan Esteban Cicciaro envió a los potenciales afectados a consultar con la doctora Marcela Natiello, del Hospital especializado en enfermedades infecciosas, Francisco José Muñiz. La especialista en tuberculosis confirmó los diagnósticos. Por lo bajo, varios magistrados de ese tribunal sostuvieron que el asunto no se manejó de manera adecuada y que se minimizaron las consecuencias que podría haber tenido el episodio si la enfermedad se propagaba por ausencia de controles. Los detenidos comenzaron a ingresar a declarar con barbijos en los juzgados N°30 y N°43 por orden de los jueces. Hubo otra señal de alerta: empleados denunciaron ante el gremio que había personas que padecían sarna y hepatitis, algo que no había sido advertido en la unidad penitenciaria y de lo que recién se anoticiaron cuando llegaron a las oficinas judiciales. Se rubricaron actas por estos hechos”.-

 

NOTAS RELACIONADAS:

Murió un trabajador del Hospital de Orán que padecía Tuberculosis

El fallecimiento del trabajador del Hospital de Orán por tuberculosis pretende ser acallado

La muerte de un trabajador del hospital de Orán contagiado con tuberculosis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maximum one link per comment. Do not use BBCode.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.