Conmovedora súplica de una niña que fue obligada a cumplir la orden de un juez

18/11/2022 | Revista Norte

ORÁN, SALTA.

Un estremecedor video muestra el operativo montado en su vivienda para retirar a la niña con la policía y funcionarios judiciales. «¿Por qué no me hacen caso?», preguntaba mientras se abrazaba a su abuela rogándole que no la soltara.

Sucedió hace unos días en la ciudad de Orán, Salta. El caso lleva años judicializado. Finalmente el Juez Marcelo Roberto Albeza, del Juzgado de Primera Instancia en lo Civil de Personas y Familia del Distrito Judicial Orán, dispuso el operativo para llevar a la niña hacia la casa de su madre.

Y fue, literalmente, por la fuerza y valiéndose de una gran cantidad de efectivos policiales en presencia de distintas funcionarias profesionales del poder judicial (psicóloga, abogada, trabajadora social) que la niña fue arrastrada hacia un patrullero oponiéndose corporalmente entre gritos de ruegos y llanto.

En el video se la escucha: “¿Por qué no me hacen caso?”. «Nadie me escucha», decía ante las miradas de las profesionales, los efectivos de la fuerza y los vecinos testigos de la escena.

Las imágenes fueron tomadas por el padre, que gravó todo el procedimiento montado en el domicilio. Son imágenes muy sensibles que ponen en cuestionamiento el proceder de los funcionarios y los criterios del ejercicio de la legalidad.

El padre de la niña decidió recurrir a los medios «para que esto no vuelva a sucederle a ningún niño de Orán», mientras activa nuevas denuncias por el procedimiento y busca la intervención de organismos de Derechos Humanos.

VIDEO: IMAGEN Y AUDIO MUY SENSIBLE: «Por qué son tan malos» gritaba la nena.

7 Responses to Conmovedora súplica de una niña que fue obligada a cumplir la orden de un juez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maximum one link per comment. Do not use BBCode.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.